Presta atención para saber si tu hijo puede necesitar gafas

Debes consultar con tu óptico-optometrista si ves alguno de estos síntomas:

  1. Suele sentarse demasiado cerca de la televisión o se acerca mucho a los libros cuando lee o estudia.

  2. Se pierde entre líneas cuando lee o usa el dedo para guiarse por el texto.

  3. Cierra demasiado los ojos o tuerce la cabeza para ver mejor.

  4. Se frota los párpados con frecuencia.

  5. Muestra gran sensibilidad a la luz o un lagrimeo excesivo.

  6. Cierra un ojo para leer, ver la televisión o enfocar mejor.

  7. Evita actividades que requieren visión de cerca, como leer o hacer deberes, o visión de lejos, como el deporte u otras actividades de ocio.

  8. Tiene dolor de cabeza o cansancio en los ojos.

  9. No usa el ordenador, porque le provoca incomodidad ocular.

  10. Saca peores notas de lo normal.

Para evitar problemas, recomendamos, como mínimo, una revisión anual antes de iniciar el curso escolar. Fotografía: www.google.es

Ante cualquiera de estos síntomas, consultanos. En Alva Ópticos, estamos para ayudarte.

 

Extraído de: revista Consejos de la Fundación Salud Visual (www.funsavi.es)

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.