Las ventajas de comprar en un centro óptico

Las gafas y las lentes de contacto son productos sanitarios, por lo que es muy importante adquirirlas en locales autorizados, como los establecimientos sanitarios de óptica, y siempre bajo la supervisión de un óptico-optometrista.

 

Las gafas y las lentes de contacto solo deben ser suministradas bajo la supervisión de un óptico-optometrista que, por su formación universitaria, está debidamente cualificado para su adaptación y prescripción.

Debe ser siempre el especialista de la visión el que adapte las lentes de contacto tras un completo examen visual y será el responsable del protocolo de atención sanitaria y de los consejos necesarios en lo relativo a colocación de las lentes de contacto, limpieza y mantenimiento de las mismas.

En nuestros centros ópticos, en Corral de Almaguer (Toledo) y Horcajo de Santiago (Cuenca), encontrarás asesoramiento, supervisión, atención personalizada y total seguridad. Fotografía: Alva Ópticos – Corral de Almaguer (Toledo)

 

RAZONES MÁS QUE SUFICIENTES

Las ópticas son centros sanitarios legalmente autorizados para la venta de gafas y lentes de contacto. Esto significa que la ley de productos sanitarios, que cuida de que tu salud no corra peligro con lo que compras, ha encomendado la venta de lentillas a los profesionales que saben si es bueno o no para ti usarlas. Los productos sanitarios necesitan control. Las gafas y lentes de contacto tienen que estar conservadas adecuadamente, y tener un origen controlado.

Comprando en un establecimiento conocido, el contactólogo se hace responsable de lo que te está ofreciendo, porque tiene la seguridad de que es correcto. En los centros especializados realizan un trabajo delicado para el que se han formado adecuadamente. Cada vez que ven tus ojos, están haciéndote un chequeo de salud, que puede detectar anomalías y necesidades incluso referidas a otras partes de tu cuerpo. No renuncies a esa seguridad.

Los organismos oficiales competentes mantienen la prohibición de vender en España lentillas a través de Internet, sin la intervención de un profesional directamente, según la Ley 29/2006 de garantías y uso racional de medicamentos y productos sanitarios (art. 2.5).

Para evitar este tipo de fraudes, numerosas ópticas, entre las que nos encontramos nosotros, ALVA ÓPTICOS, hemos puesto en marcha Lóòktic, el mayor canal de venta por Internet de productos de visión. Ahí, tienes la total seguridad de que los productos que compras superan todos los controles sanitarios. Además, con la confianza de tener detrás a tu óptica de referencia para consultar cualquier duda o problema.

 

Según el British Council of Optometrists se han informado de casos de úlceras corneales graves e infecciones asociadas al uso de lentes de contacto adquiridas en establecimientos no autorizados o sitios web sin control sanitario.

Las lentes de contacto necesitan de un mantenimiento y un modo de conservación adecuado, bajo control sanitario. Fotografía: www.google.es

 

TE AYUDAMOS CON TU ELECCIÓN

La elección de la lente y de la montura son elementos fundamentales para lograr una máxima satisfacción con su equipamiento óptico. No hay nada como probarse una gafa de verdad (nada de virtual) para saber si nos va bien o mal, el óptico-optometrista estará contigo para ayudarte a que realices la mejor elección.

Además, una gafa graduada necesita unas medidas personalizadas, ya que no tenemos la misma distancia interpupilar ni altura pupilar entre los dos ojos, para conocer esos valores solo un profesional de la visión mediante el equipamiento adecuado puede determinarlos. Si no llevamos unos buenos parámetros de montaje se generará una alteración de la calidad visual.

 

Fuente: revista Consejos de la Fundación Salud Visual (www.funsavi.es)

 

 

ALVA ÓPTICOS, ESTE VERANO, ¡TU VISIÓN A PUNTO!

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.